“Dunkerque”: cómo volver a contar la guerra

Dunkerke

Lo nuevo de Christopher Nolan ha ganado muchos elogios. Los merece.  “Dunkerque” aporta una manera inteligente de abordar una película bélica sin caer en las exageraciones propias del género. No promete una aventura épica al estilo “Rescatando al soldado Ryan”, no. Se trata más bien de un momento de caída, del fin de un relato. Es la fría cara de la derrota y la incertidumbre.

Frente a ello la película tiene un gran acierto: a pesar de diálogos breves es capaz de transmitir la angustia de los soldados y oficiales, sea por su situación inmediata de peligro, como por su sensación de fracaso.

Por ello hay varios aspectos que resultan clave: el trabajo expresivo de los actores, los colores, la fotografía, la música de Hans Zimmer, logran transmitir una experiencia sobre la guerra. En particular es notable la interpretación de Tom Hardy, quien se luce solo con una máscara de aviador durante casi todo el filme.

A pesar de la desesperanza, Nolan con inteligencia introduce algunos personajes que funcionan en el sentido contrario: recordar que siempre hay algo por hacer. Tanto el Sr.Dawson (Mark Rylance) como el piloto Farrier (Tom Hardy) son quienes aportan lucidez y un profundo sentido del deber en los momentos en que todos se muestran abatidos. Esa tensión, resuelta en pequeñas historias, es la que mueve el filme.

La historia no tiene un solo protagonista, sino que alterna y entrelaza tres historias con diferentes personajes, todos hombres. Por ello, el director tuvo la oportunidad de mostrar distintos acercamientos a lo masculino, sin embargo, presenta personajes determinados por sus circunstancias y que rondan el cliché: la fragilidad e idealismo de los adolescentes, el egoísmo y la urgencia de los soldados, la responsabilidad y el sentido de nación de los mayores. En ese sentido, dejó escapar una chance. Eso si, eligió profundizar el punto de vista del hombre común.

Probablemente, ello tiene que ver con que Nolan quiso que fuera la experiencia de los personajes la que articulara la narración.  En vez de concentrar la historia en una voz, quiso varias voces narrando cómo están viviendo su propio “Dunkerque”. Ahí el director tuvo el acierto de concentrar esas experiencias en diferentes espacios y momentos, como si fuera una novela coral.

Basada en un pasaje de la IIGM, “Dunkerque” se desmarca de la película de guerra promedio con héroes y antihéroes y concentra en la experiencia de los personajes el peso del relato. Por ello resulta una cinta intensa, envolvente, que no da respiro. Probablemente no es lo mejor de Nolan, pero si, de las más propositivas.

Por Felipe Retamal Navarro

FICHA TECNICA:

“Dunkerque”

País: USA- Inglaterra- Francia – Países Bajos

Director: Christopher Nolan

Duración: 120 minutos

Elenco: Fionn Whitehead, Tom Glynn-Carney, Jack Lowden, Harry Styles, Aneurin Barnard, James D’Arcy y Barry Keoghan, con Kenneth Branagh, Cillian Murphy, Mark Rylance y Tom Hardy.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s