Chile y el rock: una relación difícil

En tanto expresión contracultural el rock siempre ha tenido un lugar al margen. Pero hoy la palabra “rock” es prácticamente una marca más para vender artistas.

Por Felipe Retamal Navarro
12005
Los Vidrios Quebrados

El rock nunca ha gozado de popularidad en Chile. El gusto masivo siempre ha preferido opciones de música más accesible y comercial. Por ello, el rock como expresión contracultural siempre ha tenido un lugar al margen. Pero hoy la palabra “rock” desprovista de su contenido original, es prácticamente una marca más para vender festivales o nominar a un grupo de artistas.

Según datos entregados por Spotify, en 2016 los artistas chilenos más escuchados en dicha plataforma fueron Villa Cariño, Movimiento original, Los Prisioneros, Los Bunkers y Francisca Valenzuela. Dos de esas bandas ya no existen, y los otros abarcan estilos muy diversos como el pop, el reggae y la cumbia. Sin embargo, a todos se les tiende a catalogar como parte del “rock chileno” ¿por qué?

En  algunos textos como “Se oyen los pasos”, de Gonzalo Planet, o “Prueba de sonido” de David Ponce, consta que la llegada y difusión del rock en Chile fue algo difícil. La adquisición de discos ingleses o norteamericanos estaba limitada a personas que podían costear viajes al extranjero, o algún inmigrante que traía algún disco desconocido en el país.

los_vidrios_quebrados_fictions_folk_rock_chile_psychedelic_rocknroll_ues_front
Contraportada del Lp “Fictions” de Los Vidrios Quebrados (1967).

Si bien en el año 1967 se quiso promocionar el beat y el rock n´roll en el “Año a go-go”, lo cierto es que la preeminencia comercial de la Nueva Ola era total y el rock no logró entusiasmar. Años después con el surgimiento del neo folklore y la Nueva Canción Chilena, el rock se vería cuestionado tanto por izquierda y derecha sea por ser considerado “extranjerizante” o por ser música de “marihuaneros”.

Sólo con propuestas como las de Los Jaivas, Congreso o Los Blops que combinaban rock con sonido nacional, el rock tuvo cierto espacio de credibilidad y pudo quizás, aspirar a tener alguna proyección hacia la masividad. Lamentablemente el golpe de estado en septiembre de 1973 cortó de manera brutal con aquel proceso.

Durante la dictadura, el rock se limitó a escenarios de las comunas periféricas de Santiago, y se encasilló en imitación del sonido foráneo del hard rock y el rock progresivo; es decir, apuntó a un nicho. Mientras, era la balada romántica la que dominaba en las radios y los principales escenarios, como el festival de Viña del Mar.

En los 80’s bandas como Los Prisioneros tomaron ciertos elementos del rock: la estética de los Clash, el sonido punk en sus inicios, la postura crítica y contestataria, que les valió la censura y una posición marginal en radio y prensa, pese a ser muy populares. Sin embargo, tanto los sanmiguelinos como el movimiento Nuevo Pop siempre miraron al rock con distancia y recelo.

los-tres-01
Los Tres

Con el retorno a la democracia, el boom de la música chilena en los 90’, estuvo acompañado por la palabra rock como una etiqueta de diferenciación. Se aplicaba para bandas jóvenes que hacían y tocaban sus canciones, sin hacer mayor diferencia estilística entre el rockabilly de Los Tres, el funk de Chancho en Piedra o el pop de La Ley.

Muy en el tono de la época, la marca “rock” aunó un consenso alrededor de la música que acompañaría el proceso democrático, mostraría un Chile moderno (en línea con las tendencias globales) y dejaría atrás los convulsos 80’s.  Curioso, para un estilo que nunca fue muy vendedor en el país.

Hoy cuando se habla de rock, o se hacen festivales en su nombre, se debe tener claro sobre qué se está hablando: sea un estilo (nunca muy popular en el país), o una etiqueta comercial que agrupa a artistas que no necesariamente tienen elementos en común, pero que son distintos de los baladistas o el folklore. El rock puede tener una aspiración masiva, pero en esencia siempre fue una voz a contrapelo de la sociedad. Sin embargo, las épocas, las modas o las necesidades políticas, pueden trastocar las palabras, y así acomodarlas a lo que se busca transmitir, o vender.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s